NUESTROS SERVICIOS

Cuando recibimos a Cristo Jesús en nuestro corazón como Señor y Salvador recibimos salvación inmediatamente, pero la sanidad y la restauración de nuestras vidas, Ministración es un propósito que se involucra activamente en ayudar a cada miembro a buscar la salud interior que nos permita desarrollarnos y crecer en Dios.

Desarrollamos un programa de intercesión para que cada semana oremos a favor de las necesidades del Cuerpo de Cristo y para que el Reino de Dios se siga expandiendo. La oración no es función de un solo ministerio, sino de todos, Ministración se encarga de liderar a la iglesia en esta disciplina espiritual.

Proveemos de guía y cuidado a los nuevos convertidos, haciéndoles entrega del material de ayuda “Mis primeros pasos con Jesús”, además de dar seguimiento al proceso de desarrollo de cada uno de ellos, motivándoles a participar de un Encuentro, estudiar las semillas, y todo aquello que les servirá para afianzarse en el evangelio y en la visión de la Iglesia.

Entendemos el poder del sacrificio de Jesús en la cruz, el cual es suficiente para salvarnos y sanarnos de toda enfermedad física, emocional o espiritual. A través de estos eventos poderosos llevamos a cada persona a través de la Palabra, para que pueda aplicar ese poder y pueda recibir libertad de las heridas del pasado que causan los patrones de conducta que nos han hecho tropezar, de esta manera tendremos cristianos saludables, familias saludables y una iglesia saludable.

Las señales y los milagros son tan solo medios para dar a conocer a Jesús, y ayudar a cada persona a fortalecer su fe, tenemos muchos testimonios de cómo el poder de Dios ha hecho maravillas y transformado familias en estas reuniones que estamos seguros bendecirán tu vida.

SERVIR